My Love Story

3RA PARTE

Y aquí estoy, después de quién sabe cuánto tiempo prometiendo la 3ra parte, finalmente llegó el día. 

No sé por qué me tomó tanto tiempo, si por la cantidad de detalles, lo largo y complejo de la situación o simplemente por el hecho de que en cuanto a tiempos se podían muy mal interpretar mis actos.

 

Empezaré diciendo que seré lo más real y transparente posible, que lo volvería a hacer mil veces más, que lo que hice fue seguir a mi corazón, te diría que si estás en una relación en la que no te ves en el futuro debes salir de ahí en cuanto antes, que siempre debes buscar tu felicidad, tratando siempre la manera en la que menos dañes a terceros, y sobre todo que "esta es tú película y tú eres el protagonista", esa última frase es mi lema. 

Dicho esto, retomo donde dejé la historia en la 2da parte.

Había contado que la última vez que lo había visto fue un 4 de Julio del 2016 en Chicago, donde por casualidad (si lo llamamos de alguna manera) me tocó pasar el día.

Para volverlo a ver pasaron 1 año y 8 meses, y si tengo que hacer un resumen simplemente diré que fue una ventana de tiempo super fuerte para mí. 

Después de ese viaje llegué a Miami y nuestras vidas continuaron. Yo cada vez lo metía más en la cajita de amor platónico, y dudaba en que podríamos de verdad estar juntos alguna vez debido a la distancia, la verdad solo jugaba con esas ideas cuando hablábamos de nuestro futuro y de cómo nuestros hijos iban a hablar español, él me decía las cosas más dulces que un hombre jamás me había dicho, y yo se lo dejaba saber, era tan reconfortante hablar con él, y no, no hablábamos todos los días, nuestras conversaciones muchas veces no eran ni largas, pero lo que hablábamos siempre me hacia sonreír.

 

Lo que iniciaban las conversaciones podría ser un snapchat, su cumpleaños, mi cumpleaños, las navidades, año nuevo, una foto, un instastory, su nombre siempre estaba en los primeros 3 que veían mis videos y yo estaba en los primeros de él, una vez nos mandámos los screenshots jajaja, él se encargaba siempre de estar presente de una manera u otra, sin ser insistente, se sabía dar su lugar y dejarse extrañar, jamás fue irrespetuoso y jamás me dijo alguna cosa fuera de lugar, eso siempre me llamó mucho la atención de él. Lo extraño de todo es que siempre hablábamos de cómo sería nuestro futuro juntos pero no de cómo íbamos a llegar ahí, era así como un libro con las primeras páginas en blanco pero con un final feliz.

 

Aún hablamos de esas conversaciones, y yo siempre le digo que estábamos visualizando el futuro juntos y que gracias a eso el universo nos trajo hasta aquí. (Yo creo mucho en esto)

Yo empecé a salir con alguien en los últimos meses del 2016 y para el año 2017 ya estábamos en una relación que terminaría y continuaría unas cuantas veces más (pienso que esto decía mucho desde el principio, si algo no funciona no lo obligues a funcionar, lee las señales).

 

Mi papá se enfermó en los primeros meses del 2017, mi mejor amiga y roomate se mudaba con quién sería su esposo a final del año, me tocaba vivir sola, los que viven en Miami saben lo que esto requiere monetariamente hablando. La persona con quien estaba en la relación también necesitaba mudarse, así que tomamos la decisión muy apresurada de mudarnos juntos (tomense su tiempo antes de tomar una decisión así, no es fácil, además esto cambia mucho las cosas en una relación).

 

Mi papá falleció en alguno de los meses finalizando el año, (no quiero acordarme de qué día así que la verdad tengo bloqueado ese recuerdo en mi memoria), yo no pude viajar a Venezuela, o estar con mi familia, mi papá era mi héroe así que fueron meses super difíciles para mí. 

 

En cuanto a mi relación la convivencia no era lo que debería ser, nuestras personalidades se alineaban en muy pocos aspectos, la verdad no veíamos la vida o el futuro del mismo modo, pero claro que no todo era negativo, las pocas cosas positivas eran lo que hacían a la relación girar, pero dentro de mí sabía que no giraría por mucho más y él también lo sabía. Al final del día digamos que de la manera en la que recuerdo esa época simplemente es como un puente en mi vida que tenía vivir para estar aquí.

Llega Octubre 2017, yo estoy de gira con Ricardo Arjona tomando las fotos de su show para las redes sociales y paramos en Chicago. Le escribo a Joseph, le digo que estoy en su ciudad y que si quisiera ir al show, obvio me dice que no JAJA que era mejor que almorzáramos al día siguiente, cosa que no pasó por cuestiones de tiempo y comunicación. La cosa es que en ese viaje conocí a Victor, quien trabajaba para CMN que es la empresa que realiza los tours de artistas latinos en USA, y nos hicimos buenos amigos. (Después sabrán por qué les dije esto)

A final de ese año, mi ex pareja y yo estuvimos apunto de tomar caminos separados. Yo viajaba a Europa a pasar fin de año con mi familia y él a Venezuela, pero por cuestiones de la vida cambió su pasaje para venirse conmigo y nos tomamos ese viaje como la última oportunidad que le daríamos a la relación.

El viaje pasó, la emoción de estar en otro país se fue, y todo volvió a lo que era.

 

Fue mi cumpleaños, y obvio recibí las felicitaciones de Joseph, me dijo que tenía una boda en Sarasota y que quería que yo fuese con él, a lo que respondí que él sabía que no podía hacer eso por razones obvias. 

Fue su cumpleaños en Febrero obvio lo felicité, me dijo que estaba en Miami que le gustaría verme, yo le dije que no podía por mi relación pero le recomendé varios sitios para que fuese a comer con sus amigos.

 

Importante mencionar que jamás lo vi todas las veces que fue a Miami ya que yo estaba siempre en una relación de noviazgo, creo que mantener mi posición y decirle que no siempre hizo que su respeto y confianza en mi crecieran.

En el mes de Marzo, tuve que ir a trabajar a Texas con mi amiga Melissa y su hermana en una conferencia de ganaderos. Fue un viaje de algunos días, no recuerdo cuánto tiempo estuvimos lejos de casa. 

Una noche, acostadas en nuestras camas en el hotel recibo un mensaje de Joseph que decía algo así - "No estás en el ultra este año?" le dije que no y le mandé mi ubicación, me preguntó hasta cuando estaría ahí, y empezamos a hablar. Una conversación que empezó así y continuó con .. "no nos estamos haciendo más jóvenes", "no quiero que seas la mujer que perdí",  a lo cual yo le respondía cosas como - "cada vez que pienso en ti pienso en, qué pasaría si nos damos un chance" , y el respondía con exactamente con lo mismo, en un momento le dije que aún así no estuviésemos teniendo esa conversación ya yo tenía las últimas semanas buscando donde mudarme para terminar la relación que tenía en ese momento, le deje saber que me sentía culpable y mal por estarle diciendo ese tipo de cosas estando aún en una relación, que estaba rota, pero aún en una relación. Él me decía que entendía, y que él sabía que yo no me quería casar con esa persona, que él lo sentía, que si yo estaba hablando enserio pues que él pensaba que deberíamos darnos un chance, que si no pasaba nada es que éramos los mejores amigos, pero que teníamos en nuestras manos nuestro futuro juntos siendo felices y no estábamos haciendo nada al respecto, que si necesitaba tiempo para pensar que lo hiciera, pero que él sabía que teníamos algo especial. 

*Pausa para decirles mi estado mientras yo leía todas estas cosas de este hombre en mi celular, acostada en mi cama, sonriéndole al teléfono, me temblaba todo, TODO, ¿sábes como cuando sientes el corazón en todo el cuerpo, que palpita y sientes como te corre la sangre?, así me sentía*

Me dijo, tengo una boda en Mayo en Sarasota y quiero que seas mi invitada, esta vez le contesté que contara conmigo que yo iba a hacer todo lo que estaba en mi poder para lograr ir con él. Pensé, faltan 2 meses, yo puedo hacerlo, mi relación no podía estirarse más de eso, es ahora o nunca. 

Al día siguiente llegué a Miami, siguió la rutina y el día a día, mi relación igual de deteriorada. Terminar una relación con la persona que vives no es fácil, esto era lo que hacía que se fuese estirando más y más con el tiempo, seguía buscando apartamentos dónde vivir, y trataba de arreglar mis finanzas para poder hacerlo finalmente, mientras tanto, no había adónde ir. Antes de esa conversación con Joseph tenía pensado terminar mi relación e irme a Barcelona, pero obvio todo esto cambió.

Entre tantas cosas necesitaba sacar la prórroga de mi pasaporte venezolano, me puse a buscar embajadas en USA y encontré que Chicago tenía una embajada, BINGO! hice mi cita y solo esperé. Le comenté a la persona con quién vivía en ese momento (así era como lo tenía en mi mente a esas alturas) que tenía mi cita en Chicago, que iba a ir el Jueves en la mañana y que me devolvería el Viernes en la tarde, le hizo un poco de ruido que iba a ir sola, pero financieramente él no tenía como ir conmigo y no estábamos en el momento para yo pagar por él solo para que me acompañara, además yo tenía un plan bajo la manga.

 

Llámenme lo que quieran, calculadora, egoísta, mala persona, solo yo sé lo que estaba viviendo en ese momento y lo infeliz que era imaginando mi futuro si seguía en esa relación, esta era mi oportunidad para ver a Joseph en persona y de verdad saber si lo que sentíamos se traduciría al vernos cara a cara otra vez.

Llegó el día, Joseph me había dicho que le avisara una vez terminara el trámite, que me pasaría buscando y que iríamos a cenar. Termino mi diligencia y para mi sorpresa la embajada de Venezuela está a unas cuantas calles de donde queda la oficina donde Joseph trabaja, así que le mandé una foto en frente del edificio y le dije que iría a almorzar, me dice que aún se acuerda lo que sintió cuando recibió esa foto, me respondió que al salir del trabajo me buscaría donde estuviese. Le escribo a Victor, el amigo que conocí la primera vez que vine a Chicago con el tour de Arjona, me dice que justo está en hora de almuerzo y que lo acompañara a comer. Me buscó y obvio le conté TODA la historia, terminamos de comer, nos devolvimos a CMN, las oficinas donde él trabajaba a esperar que Joseph me buscara por ahí. 

Los nervios se empezaban a apoderar de mí, la piel de mi cara en ese momento me daba mucha inseguridad ya que después de la muerte de mi papá tuve un brote de acné bastante fuerte y obvio no se me había quitado. Me tocaba hablar inglés con él en persona, no había traductor de google que me ayudara si no me acordaba de una palabra. No lo veía hace casi dos años, el estómago se me empezaba a revolver. Por otro lado me tocaba mentir por mensajes de texto acerca de lo que estaba haciendo y no hay peor sensación en el mundo para mi que hacer esto. 

Joseph me escribe, 9 min, y el corazón casi se me sale por la boca. Llega, todo guapo, me abre la puerta, nos saludamos, se notaba que tratábamos de mantener la calma pero no lo estábamos haciendo con mucho éxito jajaja.

Me dice vamos a mi casa, es temprano, después te llevo al hotel haces check in, te arreglas y te paso buscando. Llegamos a su apartamento y en el mesón de la cocina había un ramo de rosas amarrado con ligas a una botella de vino, jajajaja obvio él no tenía un envase para poner flores, pero se las arregló. Nuestra conversación fue tan natural que los nervios se fueron sin siquiera sentirlo. No dejamos de hablar ni un segundo. No besos solo conversación, el tiempo pasó volando. 

Llegó la hora de llevarme al hotel, hice check in, me arregle volando y al ratito estaba abajo, con su abrigo de invierno tan guapo como sacado de una revista, llegamos al restaurante, Gibsons Italia, nos sentamos en una mesa con una vista espectacular, manitos agarradas, vino, y una conversación que se fue poniendo cada vez más sería en la que yo dije -"Yo sé que para que esto funcione voy a tener que ser yo quién se mude de ciudad, yo no tengo nada allá, tú tienes todo acá" sus ojos se fueron poniendo cada vez más brillantes jajaja aún me acuerdo su cara mientras yo decía esto. Creo que después de ese comentario todo el mood de la noche cambió por completo, nos relajamos, nos sentíamos más cerca que nunca. 

Al día siguiente me buscó para desayunar y llevarme al aeropuerto, tan normal y natural como si no nos hubiésemos dejado de ver desde esa noche que nos conocimos en Las Vegas. Le escribí una nota en un papel mientras manejaba al aeropuerto, le dejé saber que volvería y que la había pasado increíble. (Aún la tiene en el carro)

En mi mente lo único que estaba era "tengo que terminar mi relación", ver a Joseph fue lo que me dió el último impulso, además no me parecia justo con ninguno continuarla después de todo lo que habíamos hablado, yo tenía que ser real a lo que sentía y a lo que le había dicho. 

Llego a Miami, y esa misma tarde noche empieza la pesadilla de terminar una relación con alguien que no quiere que se acabe, donde no puedes agarrar tus cosas e irte ya que viven en el mismo lugar. Todo acabó a la mañana siguiente, donde finalmente la decisión estaba tomada y no había nada más que me hiciera dar vuelta atrás. Era una persona libre.

 

*Los detalles que pasaron después de esto los omitiré ya que era hasta aquí que sentía que era necesario traer a esta persona a la historia.*

Sigamos con la parte bonita del cuento, le dejé saber a Joseph inmediatamente la noticia, para él fue una sorpresa pero obvio buenas noticias, creo además que haber hecho esto le dió credibilidad a mis palabras y sentimientos además claro está que fue la luz verde para continuar lo que habíamos empezado. Le confirmé mi asistencia a la boda diciendole que pidiera salmón para mi, ¿ustedes se imaginan lo que sentíamos?.

La boda era el fin de semana siguiente y había mucho que una mujer tiene que preparar para pasar el primer fin de semana con su amor, en una boda, donde conocería a muchos de sus amigos, caos total, lo sé, era como una película.

 

Me compré un vestido, me monto en mi carro, y me voy manejando en la peor tormenta del mundo hasta Sarasota, no veía nada, pero él siempre estuvo pendiente. La verdad el insistió en comparme un pasaje de avión pero me pareció demasiado stress para un viaje tan corto, así que decidí irme en mi carrito. Llegué lo vi, y todo era perfecto otra vez, el stress de todo lo que había vivido esa semana de esfumó. No tengo más nada que decir que fue un fin de semana mágico. La canción "Perfect" de Ed Sheraan y Beyonce estaba en su momento y era nuestra canción, se la pedí al DJ en la boda y lo saque a bailar y fue lo más romántico que había vivido en mi vida, el corazón se me iba a explotar hasta lloramos un poco jajajaja. Él manejo a Miami de regreso y agarró su avión desde ahí para regresarse a Chicago, todo un príncipe.

Después de ahí todo es historia, vine varias veces a Chicago, conocí a sus papás y a su familia, él fue a Miami un par de veces y ganó el corazón de Kiwi en la primera vez que se vieron. Mantuvimos la relación a distancia como dos meses hasta que un día me dijo que teníamos ya era suficiente y que quería que me fuera a vivir con él finalmente, planeó como iba a ser la mudada, me dijo que él ya había hablado con su roomate y que el plan debía ser enviar todo lo importante en cajas de Miami a Chicago, que él volaría hasta Miami, empacaríamos a Kiwi y todo lo que entrara en el carro y manejaríamos de regreso. Me tocó vender TODO.

Todo pasó como lo planeamos él llegó a Miami el 3 de Agosto, el 4 emprendimos nuestro viaje, el 5 ya estábamos en lo que era ahora nuestro hogar. Ver a la ciudad desde el carro mientras nos íbamos acercando más y más hizo que se me salieran las lágrimas, un welcome home y su mano agarrando la mía fue super especial y un momento que sabía que no se me iba a olvidar.

 

Días antes del viaje había llamado a mi amigo Victor y le dije que iba a irme a vivir a Chicago, le mandé mi currículo, y para mi suerte 3 días después de llegar a Chicago ya estaba sentada trabajando en una oficina, mi transición no pudo haber sido mejor.

Lo demás ya lo saben, y yo pues, sencillamente pienso que todo pasa por algo, que nada es casualidad, que cuando de felicidad hablamos hay que ser un poco egoístas, se trata de nuestra vida y solo tenemos una sola, solo nosotros podemos sacar lo mejor de ella. 
 

¿Ahora entienden por qué me tardé tanto en escribir todo esto?, la verdad es que ni sabía por dónde empezar. 

Espero que les haya gustado jaja de verdad podría escribir un libro si me voy a los detalles, traté de ser lo más resumido posible pero habían muchas cosas que no podía saltar. 

 

​Dale un vistazo a las imágenes que agregué que van con la historia para que sea más fácil imaginarte lo que fue.

Un abrazo los quiero!

personal blog

  • Black Facebook Icon
  • Black Instagram Icon
  • Black Pinterest Icon
  • Black Twitter Icon